Prensa Amfiv/Es el peor rival posible. Un equipo diseñado para intentar ganar la Copa de Europa y que utiliza la Liga para entrenarse de cara a esa cita que, además, este año organiza. Ningún equipo ha sido capaz de plantarle cara. Ha arrasado sin piedad a todos sus rivales en la División de Honor de baloncesto en silla de ruedas y, por eso, es ya campeón a falta de tres jornadas para la conclusión de esta Fase por el Título. Es el Fundosa Once. El rival al que visita el Amfiv este sábado a partir de las 18.30 horas con el objetivo de intentar ponerle difíciles las cosas a un conjunto plagado de estrellas.

El técnico vigués, César Iglesias, es perfectamente consciente del complicado reto que tiene por delante su equipo esta semana. “Nos enfrentamos al imbatido campeón de Liga en su propia pista y ahora que queda poco para la Copa de Europa con lo que tratarán de aprovechar este encuentro para seguir avanzando en su preparación. Será un partido muy complicado pero nosotros viajamos con la intención de hacer un buen encuentro contra un rival al que nadie ha sido capaz de doblegar y ante el que muy pocos han podido al menos competir”, señala.

El choque disputado en el Pabellón de Bouzas apenas tuvo historia puesto que en el primer parcial (10-27) los madrileños ya dejaron encarrilada su contundente victoria (52-92). César Iglesias explica las causas y confía en poder presentar más batalla en esta ocasión. “En el partido de la primera vuelta, la falta de acierto de nuestros jugadores cerca del aro y el tamaño de los jugadores de Fundosa dieron una victoria fácil al equipo madrileño. La calidad de los integrantes de su plantilla provoca que en el momento que cogen posición en la zona te hagan mucho daño”, analiza el entrenador del Amfiv, quien realiza un rápido repaso al tremendo potencial que atesora en sus filas el Fundosa. “Destacan sus dos jugadores clase 4,5, Terry Bywater y Petr tucek, dos jugadores top a nivel mundial. Al igual que sus puntos 3, los hermanos Zarzuela, que son sus referencias interiores junto al internacional australiano Bill Latham. Se trata de un equipo en el que su  distribuidor de juego, el clase 2 español Rafa Muiño, hace que todos participen del juego con lo que es aún más difícil intentar frenarlos”, puntualiza.

Pese a todo, el preparador vigués no se olvida de que las metas de unos y otros, así como sus presupuestos, son totalmente distintos. “El objetivo de Fundosa no es otro que ganar la Copa de Europa y nuestra intención en este partido no es otra que tratar de no perder la cara al partido y aprovechar nuestras oportunidades para seguir siendo competitivos”, afirma César Iglesias, que una vez más no pudo completar una semana tranquila de entrenamientos con todos sus jugadores al perderse Julio Vilas la sesión del martes tras sufrir la enésima rotura de una silla esta accidentada temporada.

(Visited 14 times, 1 visits today)