CPE/  El barcelonés Juanjo Méndez conquistó la medalla de plata en la prueba de persecución del Mundial de Ciclismo en Pista de Aguascalientes (México), durante la segunda jornada de competición que estuvo mascada por la avería mecánica del tándem de José Enrique Porto y José Antonio Villanueva en el kilómetro, su especialidad. Con esta plata y la de Ignacio Ávila—Joan Font de la jornada anterior, España acumula dos medallas en el ecuador de la competición. 

En la clase C1, reservada para los ciclistas con discapacidad física o parálisis cerebral más afectados,Juanjo Méndez se metió en la final de la persecución, tras haber marcado en las clasificatorias el mejor tiempo (4’03”843). Sin embargo, en la lucha por el oro no pudo superar al argentino Rodrigo López, que salió a doblar al español aunque no lo consiguió.

“En la cuarta vuelta estaba a apenas tres metros de Juanjo pero a partir de ahí Juanjo se fue imponiendo y le fue limando la diferencia”, relataba el seleccionador nacional, Félix García Casas. “Fue emocionante, pero por muy poco no llegó a superarle. Una lástima no haberle vuelto a ver vestido de arco iris en la pista, porque Juanjo no deja de sorprendernos cada día”. Finalmente, López marcó un tiempo de 3’55”768 y Méndez, —pese a las temperaturas por encima de 40 grados—, mejoró sensiblemente su registro de la mañana y estableció un nuevo récord de España con 4’01”593.

La cara amarga de la jornada la protagonizaron sin duda los madrileños José Enrique Porto y José Antonio Villanueva, al romper dos veces el plato en la salida del kilómetro y quedar descalificados. Los españoles, vigentes subcampeones paralímpicos en la prueba, llegaban al Mundial con serias opciones de medalla.

Según explicaba García Casas, “ha sido un día de los más duros de los que recuerdo en la pista por lo ocurrido con Porto y Villanueva, que estaban para meterse en medalla con total seguridad y en la arrancada han reventado por dos veces el plato, por lo que han sido descalificados”.

“Han metido un desarrollo durísimo que ya estaba probado previamente pero los vatios que meten en la arrancada y la flexión del tándem hace que al final la cadena se giré y acabe, bien partiendo el plato al medio como en la primera arrancada, o reventando un par de dientes del plato, como en la segunda. En resumen, impotencia, decepción, rabia sobre todo por toda la a ilusión, entrenamiento y preparación que habían puesto para esta prueba en la que llegaban al cien por cien para hacer un tiempazo”, reconocía el seleccionador nacional.

En esta misma prueba participó otro tándem español, el formado por los murcianos Miguel Ángel Clemente y Pedro José Vera, que lograba un gran cuarto puesto, con 1’02”978. “Lástima esas centésimas que les impidieron subir al podio, pero su comportamiento ha sido fenomenal después de no haber podido entrar en las finales ayer en persecución. Han demostrado que también son un tándem muy solvente en las pruebas de esta especialidad”, valoraba García Casas. El oro en esta prueba se lo llevaron los británicos Neil Fachie y Peter Mitchel, con 59’460.

En cuanto al resto de participantes españoles, el valenciano Maurice Eckhard rozó las medallas en la persecución de la clase C2, pero no pudo superar al ruso Aíslan Gilmutdinovn en la final por el bronce, en la que pararon el crono en 3’46”222 y 3’51”995, respectivamente. “Por primera vez se ha metido en la final, algo que llevaba tiempo mereciéndose, demostrando que es un ciclista muy sólido, tanto en carretera como en pista”, reseñaba el técnico español.

Por su parte, el navarro Eduardo Santas (C3) terminó la clasificatoria en séptimo lugar, con un tiempo de 3’37”493, siete segundos por encima del que hubiera necesitado para entrar en la lucha por las medallas de la persecución. “No es mal tiempo, pero sí ha quedado demasiado lejos, quizás porque en las tres últimas vueltas se ha hundido. Hay que destacar que en esta categoría el ruso Obydennov ha pulverizado el récord del mundo, con 3’23”691”.

Por ultimo, César Neira (C4) realizó un buen tiempo con 4’43”970 para ocupar la sexta plaza. “También se ha ido un poco en la última parte de la prueba, porque estaba en tiempos de haberse metido en la lucha por las medallas. En esta clase han batido el récord de mundo dos veces seguidas y lo han dejado en 4’30”806”, terminaba García Casas.

La hora de Cabello

La tercera jornada, prevista para este sábado, tendrá las pruebas de kilómetro masculinas de las clases C! a C% como grandes protagonistas. En ellas competirán los andaluces Alfonso Cabello, campeón paralímpico en Londres, y Pablo Jaramillo (ambos de la C5).

Eduardo Santas
 (C3) es otro de los españoles con mayores opciones de medalla, mientras que la participación en esta disciplina se completará con Juanjo Méndez (C1), Maurice Eckhard (C2) yCésar Neira (C4), con menores opciones de estar en el podio. Por otro lado, también será el turno de la persecución femenina, con las clasificatorias por la mañana y las finales por la tarde, y con el objetivo de ver a Raquel Acinas (C2) en la lucha por las medallas.

(Visited 89 times, 1 visits today)