Albert Llovera, Charly Gotlib y Jaromic Martinec finalizaron con éxito una dura etapa

dxtadaptado.com

La sexta etapa del Dakar 2017, que se tenía que haber celebrado en la tarde-noche de ayer fue cancelada por motivos de seguridad. El recorrido entre las ciudades de Oruro y La Paz no se celebró debido a que muchos participantes todavía no habían terminado la quinta etapa y había muchas asistencias que no habían podido llegar al vivac de Oruro.

Albert Llovera, Charly Gotlib y Jaromic Martinec dedicaron dedicar la jornada a descansar y reparar la mecánica de su Tatra que llegó muy castigada a Oruro.

Hoy los pilotos disfrutarán de la jornada de descanso. El Rally Dakar 2017 se reanudará mañana, lunes con la etapa entre Oruro y Uyuni, justo el lugar en donde se decidió parar la quinta etapa.

Albert Llovera ha reconocido que tuvieron “suerte de que el segundo sector de la etapa se anulara. Después de ayudar a varios participantes, el esfuerzo pasó factura al motor de nuestro Tatra. La rotura de un manguito y la pérdida de agua eran el problema. Es decir estaba lloviendo de manera torrencial y nosotros teníamos problemas por la pérdida de agua. En fin, el caso que superamos todas las adversidades y pudimos llegar a la asistencia de final de etapa”.

En el ecuador de la carrera, el equipo Bonver Dakar Project ocupa la 29ª posición en la clasificación general de camiones con un tiempo acumulado de 24h04’28.

Después de dos jornadas sin competición, el Dakar 2017 intentará volver a la normalidad mañana. La séptima etapa entre La Paz y Uyuni, es la primera jornada de una etapa maratón, es decir el parque de trabajo de final de la jornada, se abrirá a todos los vehículos menos los de asistencia. El recorrido previsto inicialmente para esta etapa es de 622 km, 322 km de velocidad.

(Visited 24 times, 1 visits today)