Casi 700 deportistas de 48 países participarán en la ciudad surcoreana hasta el 18 de marzo. España acude con Astrid Fina, Vic González, Jon Santacana y Miguel Galindo.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

Pyeongchang ha alzado el telón a los XII Juegos Paralímpicos de Invierno con la ceremonia inaugural. Casi 700 deportistas de 48 países participarán en la ciudad surcoreana hasta el 18 de marzo en seis deportes: esquí alpino, esquí nórdico, snowboard, hockey sobre hielo, biatlón y curling en silla de ruedas.

Fuegos artificiales y una danza tradicional con el retumbar de tambores daba la bienvenida a todos los participantes. El espectáculo de luces, música y colorido inundaba la parte central del Estadio Olímpico con forma pentagonal. Después se proyectó el logotipo de estos Juegos, que simboliza un mundo abierto a todos y combina la imagen del hielo y la nieve (representados por los dos copos), con las estrellas de los deportes de invierno (los atletas) y la gente de todos los lugares del planeta.

En medio de la algarabía del público concentrado en las gradas, los deportistas, ataviados con abrigo, bufanda, gorros y guantes, fueron haciendo su aparición con los abanderados portando sus banderas nacionales. Grecia abrió el desfile y le siguió Países Bajos, con Bibian Mentel-Spee a la cabeza, que pese a ser operada en enero de un nuevo cáncer, intentará defender su oro de Sochi 2014 en snowboard, siendo una de las rivales de Astrid Fina.

La ‘rider’ catalana irrumpió sonriente en el estadio izando la bandera de España y liderando a la pequeña delegación española. No estuvieron en la ceremonia los esquiadores Jon Santacana y Miguel Galindo, ya que esta madrugada (1.30-4.30 hora española) disputan la prueba de descenso, donde pelearán por la primera medalla.

Sí desfiló el ‘rider’ Vic González, debutante en unos Juegos, junto a César Carlavilla (jefe de expedición), José Casado (entrenador de esquí alpino), Albert Mallol (entrenador de snowboard), Mario Sánchez (entrenador), Gabriel García Mínguez (skiman), Josefina Espejo (médico) y Guillermo Aladrén (fisioterapeuta).

Esta vez los deportistas de Corea del Norte y de Corea del Sur aparecieron por separados. El Comité Paralímpico Internacional ofreció a ambos países la oportunidad de marchar juntos en las mismas condiciones que los Juegos Olímpicos del mes pasado, pero después de un último día de “discusiones amistosas y positivas” entre ambos en la Villa Paralímpica, las dos partes decidieron no marchar juntas. Los surcoreanos cerraron el desfile.

Tras sonar el himno paralímpico, puesta en escena espectacular con numerosos artistas, algunos en silla de ruedas, bajo el lema ‘Passion. Connected’, que hace referencia a un mundo en el que todos estemos conectados por una misma pasión, a un mundo abierto a cualquier generación dispuesta a abrir nuevos horizontes para el crecimiento continuo.

Y llegó el momento más esperado, la entrada de la antorcha al estadio a manos de dos atletas de Corea del Sur y Corea del Norte. Tras varios relevos, un jugador de hockey sobre hielo del país surcoreano con amputación en la pierna izquierda ascendió por una pared con gran pendiente hasta llegar a la cumbre. Les esperaban dos deportistas de curling olímpico y paralímpico, que encendieron el pebetero con forma de luna.

Competición de los españoles

Jon Santacana y su guía, Miguel Galindo, abrirán la competición en esquí alpino, donde participarán en cinco pruebas: eslalon, gigante, supergigante, supercombinada y descenso. El esquiador donostiarra con deficiencia visual cuenta en su palmarés con ocho medallas paralímpicas (tres oros, tres platas y dos bronces) en sus cuatro Juegos (Salt Lake City 2002, Turín 2006, Vancouver 2010 y Sochi 2014).

La pareja española es una de las más veteranas del circuito y seguramente vivirán sus últimos Juegos Paralímpicos. Llegan con buenas sensaciones y con opciones de obtener medalla en todas las disciplinas. Su primera oportunidad llega esta madrugada a partir de las 1.30 horas con el descenso, prueba en la que ya han logrado dos oros esquiando a 120 kilómetros por hora a ciegas.

Los otros dos representantes de España son Astrid Fina y Vic González, que competirán en snowboard, que incluye las modalidades de snowboard cross y banked slalom. La barcelonesa disputará sus segundos Juegos, tras iniciarse en Sochi 2014 con un sexto puesto. Esta temporada, Astrid ha conseguido varias medallas en la Copa del Mundo y está entre las favoritas para pelear por el podio. El único miembro del equipo español que debutará en Pyeongchang será el asturiano, que ya practicaba snow antes de sufrir un accidente que le dejó tetrapléjico. Con voluntad y esfuerzo volvió a caminar y a disfrutar de su pasión en la nieve.

España suma un total de 41 medallas en los Juegos Paralímpicos de invierno desde que ganó la primera en la ciudad austríaca de Innsbruck (1988). Desde entonces, en los siguientes siete Juegos disputados, siempre ha obtenido buenos resultados, siendo los mejores los de Lillehammer (Noruega) en 1994 con diez preseas.

 

(Visited 27 times, 1 visits today)