La selección española se marcha de Polonia con buenas sensaciones en su preparación para el Europeo B de septiembre.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

La selección española de goalball ha finalizado en la quinta posición en el Torneo Internacional ‘Silesia Cup’ disputado en Chorzów (Polonia). El equipo dirigido por Paco Monreal ofreció sombras y luces frente a algunos de los países a los que se medirá en el Europeo B de septiembre en la misma ciudad polaca donde buscará el ascenso a la élite continental.

“Acudíamos con la idea de dar minutos y seguir rodando a jugadores con menos experiencia, por lo que ya se antojaba un torneo complicado, pero la conclusión es bastante positiva”, ha comentado el técnico español. España, formada por Javi Serrato, Félix Vargas, Cristian Santamaría, Pedro Carlos Martín, Nicolás Verdejo y David Plou debutaba con victoria ante el equipo local de Katowice por 9-7.

En el segundo choque le tocó lidiar con Polonia, que a la postre fue la campeona. España aguantó hasta el descanso (3-5), pero los anfitriones fueron ampliando su ventaja hasta el 4-8 a falta de dos minutos, cuando llegó una última reacción de los españoles para dejar el resultado en un ajustado 6-8.

“El tercer encuentro nos enfrentaba a Ucrania, el rival más fuerte a priori, que venció en el Europeo B de hace dos años y descendió el año pasado in extremis. Sin duda, ha sido el mejor partido del torneo”, ha asegurado Monreal. España realizó un gran encuentro, llegando al descanso con ventaja por 3-2, pero los ucranianos le dieron la vuelta en la segunda parte para ponerse con un 4-6 a favor y aguantaron el empuje final español, que apretó el marcador a poco más de un minuto para el final (5-6) y dispuso de un par de ocasiones claras, con un balón en el poste.

En el siguiente duelo, el cansancio hizo mella en los jugadores españoles, que se vieron sorprendidos por Italia (8-10). Perdían 3-7 al descanso y 5-10 a falta de tres minutos para la conclusión, pero tres goles en 50 segundos le daban emoción al partido, aunque el asedio español no tuvo recompensa al final para completar la remontada. Después, los chicos de Paco Monreal cuajaron su peor partido en territorio polaco y cayeron ante Gran Bretaña por 4-8. En el último encuentro del torneo, España tomó el mando desde el inicio y doblegó a Grecia por 7-4.

(Visited 56 times, 1 visits today)