El ciclista del Equipo Cofidis de Promesas Paralímpicas se estrena a lo grande con la selección española. Joan Reinoso, bronce en T2.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

Fue llegar y besar el santo. Gonzalo García Abella acaba de protagonizar el debut soñado con la selección española de ciclismo adaptado. El joven ciclista del Equipo Cofidis de Promesas Paralímpicas se ha estrenado a lo grande tras conquistar la medalla de oro en la categoría T1 de triciclos en la Copa del Mundo de Emmen (Holanda).

El deportista madrileño, que era de una de las grandes novedades de la selección dirigida por Félix García Casas, consiguió el mejor tiempo en la contrarreloj con 30:36.64 para subir al primer cajón del podio, escoltado por el italiano Giorgio Farroni (31:43.44) y el francés David Geslot (33:24.30).

Esta es la segunda presea que logra en una cita internacional -la primera fue una plata en Copa de Europa en 2017- el ciclista español de 22 años, que suma puntos en el ranking clasificatorio de cara a los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020. Abella, que tiene parálisis cerebral, aún puede ampliar su botín en territorio holandés ya que le queda por disputar la prueba en línea.

España ha empezado la Copa del Mundo de forma brillante, ya que Joan Reinoso, en T2, se ha colgado el metal de bronce. El balear, que regresaba a la competición tras la dura lesión que sufrió hace un par de meses, se metió entre los tres mejores pese a no estar recuperado al 100%. Con un tiempo de 28:13.05 quedó tercero, por detrás del estadounidense Ryan Boyle (plata) y del alemán Hans-Peter Durst (oro).

(Visited 30 times, 1 visits today)