El catalán confirma su dominio en esta prueba en categoría SB6 y logra su segundo oro en el campeonato continental en Dublín.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

Era el favorito al oro y lo demostró nada más empezar la prueba. Toni Ponce se ha proclamado campeón de Europa en los 100 metros braza SB6 con una exhibición en la piscina de Dublín. El catalán sigue disfrutando del momento más dulce de su carrera y se ha colgado su cuarta medalla en el campeonato continental de natación paralímpica.

Tomó la cabeza de la carrera y en el viraje ya le sacaba casi cinco segundos al ucraniano Oleksandr Komarov. Siguió aumentando la distancia con sus perseguidores y los últimos 50 metros fue un paseo triunfal para el español. Victoria incontestable, con un tiempo de 1:29.85, cerca del récord del mundo (1:28.18) que él mismo posee. “Sabía que podía bajar de 30 segundos, ha salido bien, estoy contento por la marca. Está siendo un campeonato muy bueno”, ha explicado.

Su explosión le llegó en el pasado Mundial de México en diciembre, donde logró un oro en 100 braza, una plata en 100 espalda y un bronce en 400 libre. Su metamorfosis en el agua ha sido progresiva y los resultados empezaron a llegar cuando le bajaron de categoría, ya que antes se medía a rivales con más movilidad.

Con seis años empezó a nadar por recomendación médica para mejorar la fuerza de sus piernas, ya que desde niño padece una paraparesia espástica bilateral degenerativa que le provoca una gran limitación al andar y también le afecta al abdomen, al tronco y a los brazos. A los 13 años dejó la natación, no le motivaba seguir entrenando, pero en 2012, tras ver por televisión los Juegos Paralímpicos de Londres, decidió regresar.

El técnico Jaume Marcé le echó el ojo en un programa de tecnificación y lo reclutó para su equipo, que entrena en el CAR de San Cugat. Con trabajo y constancia, Ponce ha ido creciendo cada año hasta encaramarse entre los mejores del mundo. En Dublín está brillando y ya acumula cuatro preseas: oros en 100 braza y 200 estilos, y bronces en 200 libres y en relevos mixto 4×50 estilos.

También disputaron la final de los 100 braza Francisco Javier Cárcamo, que acabó en quinta posición (1:49.52) y el joven vallisoletano Luis Huerta, que fue séptimo (2:05.13).

(Visited 57 times, 1 visits today)