La selección masculina asciende de categoría tras una gran remontada ante Polonia (10-5) con siete goles de Javi Serrato y tres de Félix Vargas.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

Supo sufrir cuando llegó la tempestad y siempre mantuvo la fe pese a estar contra las cuerdas en territorio hostil. La selección española masculina de goalball ha firmado una épica remontada para conquistar el bronce en el campeonato de Europa B y lograr el ansiado ascenso a la élite europea. Perdía por 2-5 al inicio del segundo tiempo ante la anfitriona, Polonia, pero tiró de orgullo, oficio, talento y buen juego para voltear el marcador (10-5) y alcanzar el objetivo.

Los jugadores que dirige Paco Monreal arrancaron enchufados con dos goles rápidos. Javi Serrato marcó de penalti y después fue Félix Vargas con un tiro centrado el que mandó la pelota a la red. España se defendió bien ante los ataques del rival, hasta que llegó un minuto de desconexión que lo aprovechó Polonia para remontar con tres goles.

Tras el descanso, otra vez la falta de concentración casi deja sepultada las opciones de España, ya que los polacos aumentaron la ventaja (2-5). Monreal tuvo que pedir tiempo muerto y el cambio táctico donde Serrato pasó al lateral y Pedro Martín como central surtió efecto. España se levantó de la lona con más fuerza y voracidad, aún no había dicho su última palabra.

Javi Serrato se echó al equipo a las espaldas. Un doblete suyo y otro de Vargas situaba por delante al conjunto español (6-5). En el tramo final Polonia arriesgó y en el último minuto cometió tres penaltis que se encargó de materializarlos Serrato para sentenciar el duelo. El jugador sevillano completó su gran encuentro con otro gol más (10-5).

Explosión de júbilo tras el final y lágrimas de emoción en una selección que regresa a la máxima categoría europea del goalball después de tres años en el ‘infierno’. Una recompensa al trabajo y al sacrificio de unos jugadores (Javi Serrato, Félix Vargas, Pedro Martín, Nicolás Verdejo y David Plou) y un cuerpo técnico que siempre creyó en sus opciones. El próximo año España, que cuenta en su palmarés con tres platas europeas (2005, 2007 y 2013), volverá a medirse a las potencias de este deporte.

“Estamos muy contentos con el trabajo realizado, hemos conseguido el objetivo con el que veníamos. La final ha sido muy complicada, estuvo difícil, pero había que creer hasta el final y tener confianza, nunca bajamos los brazos. De cara al año que viene hay que trabajar duro para no volver más a esta categoría”, ha apuntado Serrato. “El esfuerzo y el trabajo de los últimos años han dado sus frutos y hemos logrado subir al Europeo A”, ha añadido Félix Vargas, que ha sido galardonado como el mejor jugador del torneo.

Por su parte, el combinado femenino completó un gran campeonato aunque no pudo alcanzar el objetivo del ascenso. Tras caer en cuartos de final por un ajustado 2-3 con Suecia, venció por un contundente 6-0 a Polonia pero en el partido por el quinto puesto cayó derrotada por 1-5 frente a Holanda.

(Visited 143 times, 1 visits today)