Dos preseas plateadas suma ya el navarro, mientras que el valenciano logra su segunda medalla en Apeldoorn (Holanda) tras el oro en la persecución.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

La selección española de ciclismo en pista acumula ya un botín de cinco medallas en el Mundial que se disputa en Apeldoorn (Holanda) tras los dos últimos metales cosechados en la segunda jornada de la competición. Eduardo Santas (C3) ha logrado una nueva plata y Ricardo Ten (C1) se ha colgado el bronce en el kilómetro contrarreloj.

Ricardo Ten en el podio. Fuente: UCI

Se agotan los adjetivos para calificar a Ten, una de las sensaciones del deporte paralímpico español. Solo unas horas después de revalidar el título de campeón del mundo en la persecución, el valenciano ha vuelto a subir al podio en el velódromo holandés tras conseguir un bronce en el kilómetro C1, igualando así los resultados obtenidos en el Mundial del año pasado en Río de Janeiro.

Apenas le dio tiempo a saborear su segundo maillot arco iris ya que tenía un nuevo reto que afrontar en una prueba explosiva que, cómo ha demostrado, también se le da bien. El ciclista español derrochó su ambición y potencial en las cuatro vueltas al oval de madera para cazar el bronce tras parar el crono en 1:16.266. Solo le superaron los chinos Weigong Liang, que fue plata (1:13.865), y Zhangyu Li, oro con récord del mundo (1:11.817).

Un nuevo logro para Ten, que en la jornada anterior se llevó la presea dorada en la persecución y batiendo la plusmarca mundial con un tiempo de 3:50.051. Después de haberlo ganado todo durante dos décadas en la élite de la natación paralímpica (seis medallas en Juegos Paralímpicos y 29 entre europeos y mundiales), ahora también brilla con la bicicleta cuando apenas lleva tres años en este deporte. Aún puede aumentar su medallero con las pruebas del scratch y del ómnium.

Eduardo Santas en el podio. Fuente: UCI

Por su parte, a Eduardo Santas se le sigue resistiendo el maillot arco iris individual. El navarro, que en su debut se llevó la plata en la persecución, ha sumado su segunda presea plateada en Apeldoorn en la prueba del kilómetro con un tiempo de 1:09.553. El estadounidense Joseph Berenyi le privó de subir a lo más alto del podio (1:08.381). Buen rendimiento el que está ofreciendo el ‘pistard’ de 29 años de Tarazona, que este año ha fichado por el equipo Fundación Euskadi que dirige Mikel Landa y que supone un gran respaldo a su carrera.

Santas ya cuenta en su palmarés con 10 medallas mundiales en el velódromo: oro en la velocidad por equipos en México 2014, plata por equipos y bronce en scratch en Apeldoorn 2015, bronce en el kilómetro y en velocidad por equipos en Montichiari (Italia) 2016, plata en scratch y por equipos en Los Ángeles 2017, otro bronce en velocidad en Río de Janeiro 2018 y dos platas en Apeldoorn. Y en Holanda todavía tiene que competir en el scratch, el ómnium y la velocidad por equipos.

Menos suerte tuvo el tándem formado por Ignacio Ávila y Joan Font en la persecución de cuatro kilómetros, ya que se quedaron fuera de la lucha por las medallas y no podrá defender la plata conseguida el año pasado. El dúo español acabó en la sexta posición con un registro de 4:18.930.

Por su parte, el tándem femenino integrado por Ginesa ‘Kuki’ López y Mayalen Noriega debutaron en un Mundial con un décimo puesto tras recorrer los tres kilómetros de la persecución en 3:48.598. En el kilómetro contrarreloj, Maurice Eckhard (C2) fue 19º con 1:22.825 y Amador Granados (C3) 14º con 1:19.602.

(Visited 35 times, 1 visits today)