El almeriense se convertirá en Roquetas de Mar (Almería) en el primer paratriatleta en competir en un campeonato de España de categoría élite.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

En Río de Janeiro 2016 Jairo Ruiz se convirtió en el primer paratriatleta español en lograr una medalla -bronce- en unos Juegos Paralímpicos y el próximo 8 de junio volverá a protagonizar otra hazaña ya que estará en el campeonato de España de triatlón categoría élite en Roquetas de Mar (Almería), rompiendo así una barrera hacia la inclusión en el deporte.

«Aunque al 100% no está confirmado, no debería de tener problemas ya que estoy en el puesto 73 y hay plazas para los 100 primeros. No lo tenía en mente y lo veía como algo lejano, pero tengo varios compañeros que llevan tiempo animándome a buscar la clasificación. Será algo histórico y me servirá como entrenamiento de gran nivel de cara a la temporada que me espera. También es especial porque se disputará en mi casa, el mejor lugar para hacer historia en el triatlón español», ha explicado.

Competir con gente sin discapacidad no es algo nuevo para el almeriense, al que le falta el antebrazo izquierdo. «Entreno en el Club Triatlón Atleti, he estado en pruebas populares, en triatlones nacionales, en la Copa del Rey… pero el campeonato de España es de una categoría mayor», ha asegurado. El andaluz participará cumpliendo los criterios de selección establecidos, sin ningún tipo de ayuda técnica. «Si defendemos la inclusión no quiero que me traten diferente al resto, así que lo haré con una bicicleta convencional y sin ninguna adaptación», ha recalcado.

Para Ruiz, que recientemente se proclamó campeón del mundo de duatlón en la clase PTS5, el objetivo «es nadar lo más rápido posible, porque en el agua será donde más tiempo perderé, hacer el mejor segmento de bici posible para que no me doblen y así no quedar eliminado, y acabar la carrera para sentar un precedente».

El andaluz  se suma al listado de deportistas que ya saben lo que es competir de tú a tú con rivales sin discapacidad, como Alfonso Cabello (bronce en el campeonato de España de ciclismo en pista), los también ciclistas Pablo Jaramillo y Eduardo Santas, los judocas Álvaro Gavilán y Sergio Ibáñez (plata en el campeonato nacional absoluto), la nadadora Michelle Alonso, el granadino José Manuel Ruiz en tenis de mesa o Loida Zabala, que levantó un bronce en el Europeo de Powerlifting.

«El nivel del deporte paralímpico español está creciendo cada vez más, estamos dando la talla internacionalmente, pero el avance más importante que hemos conseguido es el cambio en la sociedad, la gente ya no lo ve como nada raro ni ponen pegas, esto hace unos años era impensable. Si cumplimos los requisitos como el resto, ¿por qué no vamos a participar en este tipo de pruebas?», ha subrayado Ruiz.

El almeriense lleva un buen inicio de temporada y con respecto a otros años ha mejorado su rendimiento en el segmento de la natación, un «pequeño salto en el agua» que espera que le ayude a pelear por los puestos más altos en cada competición. Este año aún no se ha estrenado en una prueba internacional de paratriatlón «porque en el ranking estoy cuarto con bastantes puntos de ventaja sobre mis perseguidores y no quería hacer viajes tan largos y caros».

Jairo Ruiz sí tiene marcada en rojo las fechas de las Series Mundiales en Canadá (28 de junio), que será la primera prueba puntuable para estar en los Juegos Paralímpicos, del campeonato del mundo (1 de septiembre) y del Europeo (14 de septiembre). «Si hago tres buenos resultados en Montreal, en Lausanne y en Valencia, prácticamente cerraría mi clasificación para Tokio 2020. Eso me permitiría afrontar el próximo año con más tranquilidad. Ya conseguí un bronce en Río y en los siguientes Juegos el objetivo es volver a subir al podio», ha apostillado.

(Visited 72 times, 1 visits today)