El nadador coruñés de 17 años conquista la primera medalla de oro para España en el campeonato del mundo en Londres. El relevo femenino con Sarai Gascón, Núria Marqués, Teresa Perales e Isabel Yinghua Hernández, bronce.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

El himno de España al fin sonó en el Centro Acuático de Londres. Se hizo de rogar el primer oro para el equipo español en el Mundial de natación paralímpica, una presea dorada que lleva la firma de Jacobo Garrido Brun, el nuevo ‘rey’ del 400 libre en categoría S9. A sus 17 años, el nadador gallego demostró su talento, resistencia y estrategia en cada brazada para llevarse la victoria en la piscina británica tras una gran remontada. Un debut mundialista soñado para el pupilo de Jesús de la Fuente.

Su timidez y bisoñez con la que llegaba al bloque de salida albergaba cierta trampa, cuando se lanzó al agua sacó su carácter indómito y no se dejó amedrentar por rivales más experimentados. Desde los primeros metros abrió distancias el cuarteto formado por el español, por el italiano Federico Morlacchi, por el francés Ugo Didier y por el australiano Brenden Hall. Jacobo cabalgó en cuarta posición, sin despegarse de sus adversarios, aguantó el ritmo, agazapado esperando su momento.

En el penúltimo viraje se situó tercero, faltaban 100 metros y comenzó a volar. Tras el último volteo se colocó en segunda posición y en un final con el corazón en un puño, dio la dentellada con una brazada mágica para imponerse con 4:17.17 a Hall, recordman mundial de la prueba, que se llevó la plata (4:17.44) y a Didier (4:17.53), que fue bronce. Con este oro le otorga a España su cuarta plaza para los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020. Por su parte, el valenciano José Antonio Marí acabó octavo con 4:26.35.

“Estoy muy feliz, no me lo esperaba para nada porque estaba Hall, que llevaba muchos años ganando, también Morlacchi que lleva años en la cima. Salí con todo, pasé un 200 con ellos aguantándoles, apreté un poco más y en el último 100 fui a tope. Es un mérito porque tengo 17 años, pero hay que seguir trabajando y entrenando duro para mantener el puesto”, ha explicado.

El deportista del CN Liceo de A Coruña recoge los frutos tras la espartana preparación de estos meses, con una exigente concentración en Sierra Nevada junto al grupo de Fred Vergnoux, entrenador de Mireia Belmonte, que le ha permitido llegar lanzado al Mundial. Esta es su segunda medalla internacional ya que el año pasado consiguió un bronce en el Europeo de Dublín (Irlanda). Su evolución esta temporada es un hecho, ha sido el mejor nadador español entre las jóvenes promesas y hace un mes derribó una barrera hacia la inclusión tras competir en el campeonato de España absoluto.

A los seis meses ya chapoteaba en la piscina por recomendación médica, nació con el fémur derecho más corto que el izquierdo y con agenesia de peroné, pero aquello no supuso ningún obstáculo para superar retos en el agua. Y lo que empezó siendo una terapia de rehabilitación se ha convertido en su pasión. Con trabajo silencioso, perseverancia y tenacidad, Jacobo Garrido entra en la historia del deporte paralímpico español.

Bronce para el relevo femenino

La jornada no pudo tener un mejor broche para España, ya que el relevo femenino 4×100 estilos 34 puntos se colgó la medalla de bronce. Arrancó la prueba Núria Marquès nadando a espalda para situar tercero al equipo. Después Sarai Gascón mantuvo la posición con la braza, una modalidad que ya no entrena, Isabel Yinghua Hernández hizo una gran carrera en mariposa y Teresa Perales amarró la presea (5:00.51). A un segundo del podio se quedó el relevo masculino formado por Íñigo Llopis, Óscar Salguero, Jacobo Garrido y José Antonio Marí, que ocupó la quinta posición con 4:19.16.

El relevo femenino con el bronce. Fuente: CPE

No tuvo tanta fortuna Núria Marquès en la prueba del 400 libre. La joven nadadora catalana, a la que descalificaron en el 100 espalda tras lograr la plata, ha sido cuarta del mundo con 4:52.19, a siete segundos del bronce de la australiana Ellie Cole. También ha rozado el podio María Delgado -ya fue bronce en el 100 espalda- en el 100 libre S12, cuarta con 1:01.28.

El madrileño José Ramón Cantero firmó un Top 5 mundial en el 100 libre S11 con 1:00.81. En el 100 mariposa S10, la extremeña Isabel Yinghua Hernández ha obtenido un meritorio sexto puesto con 1:09.29 y el valenciano David Levecq una séptima plaza con 59.61 segundos. En los 200 estilos SM13 España tuvo doble representación en la final femenina, con Ariadna Edo séptima (2:37.19) y Marian Polo octava (2:38.43).

Seis deportistas españoles se quedaron sin poder entrar en las finales en esta quinta jornada. Sergio Martos terminó décimo del mundo en el 50 libre S8 con 28.60 segundos, nueva marca personal y en la prueba femenina, Nahia Zudaire acabó en el puesto 13 con 34.02. En los 200 estilos SM13, tanto Borja Sanz (2:23.39) como Kike Alhambra (2:26.36) batieron sus marcas personales. Y en el 50 espalda S4, Iván Fernández paró el crono en 50.90 segundos e Inés Rodríguez bajó su marca en cuatro segundos, dejándolo en 1:03.77.

(Visited 225 times, 2 visits today)