El tenista murciano sorprende al francés Gaetan Menguy en la final (7-6 y 7-6). La valenciana Lola Ochoa gana el dobles y es subcampeona en individual.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

El ‘deja vu’ volvió a la pista de Balma (Francia) y un gran Kike Siscar, que mostró su mejor versión del curso, firmó su segundo título consecutivo en el Internacional BNP de Toulouse de tenis en silla de ruedas. El murciano repite el triunfo del año pasado y ante el mismo rival, el francés Gaetan Menguy, a quien derrotó en un duelo muy disputado que se resolvió en el tie-break en ambos sets (7-6 y 7-6).

Con un juego intenso, solidez y golpeos precisos, el tenista español ha alzado su segundo trofeo internacional de la temporada en individual, ya que ganó en septiembre en Rivas (Madrid). En dobles ha sido campeón en cinco torneos este año: Florencia (Italia), Miranda de Ebro, Pitesti (Rumanía), Madrid y Rivas.

«Ha ido muy bien, han cinco partidos de un nivel altísimo con rivales muy duros desde la primera ronda», ha explicado el jugador, cuya progresión con la raqueta va a más cada año. En su debut se impuso por 7-6 y 6-3 al francés Nicolás Charrier y en octavos ganó 6-3 y 6-1 al galo Nicolás Vanlerberghe.

Con apenas unas horas de descanso tuvo que disputar dos encuentros difíciles, venciendo en cuartos al holandés Carlos Anker por 6-4 y 7-5, y en semifinales al italiano Silviu Culea por 6-2 y 7-6. En la final, al igual que el año anterior, volvía a toparse con el francés Gaetan Menguy, número 24 del mundo y cabeza de serie del torneo.

En el primer set, Siscar llegó a levantar hasta cinco bolas de set (7-6) y en el segundo también tuvo que desplegar su mejor juego para llevárselo por 7-6. «Él tenía más presión porque está por encima en el ranking y el año pasado le gané aquí, así que he jugado con eso. Tenía que darle mucha intensidad al partido, no dar ninguna bola por perdida y cuando las cosas se pusieron complicadas saqué mi mejor tenis», ha asegurado.

Lola Ochoa con el trofeo de campeona en Balme.

El murciano, número 47 del mundo, sigue peleando para estar entre los 40 primeros del ranking ITF hasta el 8 de junio de 2020 y que le daría un billete para los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020. «Estoy muy feliz por la victoria, ya tocaba. Me quedo con las buenas sensaciones, he terminado la temporada de torneos internacionales y ahora me queda el Master Nacional y el campeonato de España, que los pelearé a muerte», ha añadido.

En Toulouse también ha destacado otra española, la veterana Lola Ochoa, que se marcha de Francia con el título en la prueba de dobles formando pareja con la británica Cornelia Oosthuizen. Ganaron 6-0 y 6-0 a la rumana Cristina Deac y a la catalana Sandra Ventura y después en la final 6-1 y 6-4 a la dupla francesa Pauline Helouin-Zoe Maras.

La valenciana se quedó a las puertas del doblete ya que en individual quedó subcampeona. En cuartos de final tumbó a la francesa Charlotte Fairbank por un doble 6-3 y en semifinales se deshizo de Oosthuizen por 6-3 y 6-4. En la final, frente a la sudafricana Mariska Venter, se llevó el primer set por 3-6, pero cedió en los siguientes por 6-3 y 6-2. «Ha sido un partido bastante duro, jugué bien los dos primeros sets. Estoy contenta por el torneo en general, he hecho buenos partidos», ha comentado.

(Visited 41 times, 1 visits today)