El equipo español pedalea hasta el podio en el velódromo de Río de Janeiro para cerrar el Mundial de ciclismo en pista. Ricardo Ten, quinto en scratch.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

El tridente de velocidad compuesto por el cordobés Alfonso Cabello, el aragonés Eduardo Santas y el vasco Amador Granados ha cerrado el Mundial de ciclismo en pista en Río de Janeiro con una medalla de bronce. Nuevo éxito cosechado por tres velocistas que forman un equipo bien compenetrado, con una mezcla de veteranía y juventud que sigue ofreciendo un buen rendimiento en el velódromo.

En la clasificación lograron la tercera mejor marca (50.928 segundos), muy cerca de los chinos (50.780) y de los británicos (50.186). Y en la lucha por el metal de bronce volaron para alcanzar el podio en la categoría mixta C1-C5 (ciclistas con discapacidad física o parálisis cerebral) tras superar a la selección estadounidense con Jason Kimball, Joseph Berenyi y Justin Widhalm.